03 agosto 2018
Las compras de comestibles en línea están creciendo a una tasa de dos dígitos en el mundo, mientras que las tiendas tradicionales se reinventan, fusionándose en un formato omnicanal donde los consumidores esperan poder comprar cuando y donde sea. En este contexto, el envase juega un papel importante en respuesta a las crecientes tendencias que dan forma al crecimiento de las compras en línea.
El índice de Tetra Pak 2018, se destacan cuatro tendencias clave que determinan el crecimiento de las compras de comestibles en línea:
 
  • Comodidad: Es el principal impulsor para el consumo en línea de los consumidores, ya que estos buscan nuevas formas de hacerse la vida más fácil. Las oportunidades incluyen el reabastecimiento de productos, la voz y el embalaje conveniente.
  • Sostenibilidad: La preocupación por el uso del plástico y la toma de conciencia ambiental continuarán creciendo, y el reciclaje será cada vez más importante.
  • Personalización: La personalización de los productos serán diferenciadores importantes en el futuro. Se estima que hasta el 80% de las empresas de productos empacados migrarán a este modelo para 2025.
  • Tecnología y rendimiento: Se esperan entregas súper rápidas, tan solo en 10 minutos para el 2025, cambiando el comportamiento del consumidor para comprar con mayor frecuencia y en cantidades más pequeñas, lo que agrega más complejidad a la logística. Las cadenas de suministro seguirán siendo transformadas por una gran cantidad de tecnologías, en particular la identificación por radiofrecuencia y la robótica, lo que aumentará la eficiencia y la transparencia.
Impulsores y barreras
El índice Tetra Pak se basa en investigaciones de consumidores realizadas en los EE.UU., Reino Unido, China, Arabia Saudí y Corea, en un estudio de segmentación de mercado global, y en entrevistas con minoristas electrónicos en los EE. UU., Europa y China.
 
Dicha investigación reveló que la conveniencia es por lejos el principal impulsor de la compra de comestibles en línea en todas partes. Sin embargo, esta compra tiene una naturaleza inherentemente física con fuertes connotaciones emocionales y culturales. La incapacidad para inspeccionar los productos es una de las mayores barreras para la compra en línea, y la calidad es la principal preocupación para los consumidores de todo el mundo.
 
En este sentido, las tiendas físicas son ampliamente preferidas para la compra de comestibles en comparación con las opciones en línea. Por tanto, los minoristas tienen la oportunidad de crear opciones de venta omnicanal más convenientes y eficientes, lo que demuestra la relevancia de la tendencia en la fusión en/fuera de línea.

La investigación también arroja que la compra de comestibles en línea aún no es tan madura como otras categorías en el comercio electrónico, y los consumidores pueden ser bastante tradicionales en su comportamiento de compra. Si bien la tendencia en el comercio minorista físico es alejarse de los supermercados hacia compras de reposición más frecuentes en las tiendas locales, la compra de comestibles en línea se parece mucho a las tiendas de autoservicio tradicionales de uso semanal.
 
Los consumidores a menudo compran para aprovisionarse, para ello, eligen envases de mayor tamaño y buscan precios competitivos. Sin embargo, los consumidores que participaron en la investigación destacaron que las porciones individuales ayudan a minimizar el desperdicio de alimentos, son más adecuadas para los hábitos de consumo modernos (on the go o sobre la marcha) y también ayudan con el control de la dieta (en particular cuando se trata de snacks).
 
La etapa clave de la vida que dirige a los consumidores a las tiendas de comestibles en línea es cuando comienzan una familia, cuando la escala (y el volumen) de las compras se vuelve más grande, y la conveniencia es aún más importante.

Redefiniendo la experiencia del consumidor

 
El caso Amazon
Un actor clave en la reinvención del comercio minorista físico es Amazon, que ganó mucha atención por sus movimientos fuera de línea, tanto mediante la adquisición de Whole Foods como de su concept store sin cajas, Amazon Go.
 
El gigante del comercio en línea, comenzó a comercializar artículos listos para comer, kits de comida Amazon y comestibles básicos, como los de su marca propia Amazon Wickedly Prime, línea que incluye sopas envasadas en cartón Tetra Recart®.
 
Alexandre Carvalho, Director de Servicios de Marketing Globales en Tetra Pak, comenta que “el aumento de la compra en línea es una gran oportunidad para las marcas de alimentos y bebidas, donde el envase juega un papel clave para apoyar su éxito. En particular, el envase inteligente ayuda a impulsar una mayor transparencia y eficiencia en la cadena de abastecimiento, hacia arriba y hacia abajo, a la vez que permite una relación directa e interactiva con el consumidor. Creemos que esta tecnología en rápido desarrollo, probada por nosotros desde 2016 y ahora implementada en Europa, puede ayudar a nuestros clientes a explorar nuevas vías, impulsando el crecimiento en los próximos años".

Haga clic aquí para descargar

<< Anterior